Acceso a plataforma Virtual

Para Docentes

Inteligencia Educativa es un proyecto de educación no formal que busca complementar a la escuela en la enseñanza de las TIC. Pese a ser una iniciativa nueva sus miembros poseen una amplia trayectoria en educación y tecnología, además cuenta con el apoyo de docentes, psicólogos y especialistas de diversas áreas técnicas en calidad de consultores.

Colaboramos con las familias y escuelas brindando dinámicas lúdicas, recursos didácticos, insumos específicos y educadores capacitados especialmente para cada curso o taller que ofrecemos, ya sea en nuestras instalaciones como en escuelas o centros vecinales.

Buscamos introducir a los alumnos en el mundo de las nuevas tecnologías, no sólo como usuarios pasivos sino como conocedores y críticos del avance tecnológico. En último término, intentamos adentrar a los jóvenes en los procesos de producción de tecnologías y motivarlos a que continúen su formación para que en un futuro logren ser parte activa de este tipo de industrias.

En el plano social creemos vital reactivar la educación técnica y nos adherimos a la multiplicidad de proyectos y experiencias que fomentan la educación tecnológica en respuesta a las demandas de un mercado laboral sumamente dinámico y que requiere constantemente de personal técnico cualificado y con capacidad de adaptación.

La observación de un mundo global donde el acceso a la información es grandísimo nos confirma la necesidad de enseñar y practicar el autodidactismo. El dinamismo propio de las industrias tecnológicas impone como requisito fundamental la capacidad de adaptación de sus agentes. Bajo esta óptica, todas nuestras actividades son atravesadas por una práctica lúdica, que antepone objetivos concretos al conocimiento teórico-técnico, desarrollando el hábito de buscar soluciones e implementarlas, actitudes necesarias para recorrer el sinuoso camino de la producción de tecnologías.

En consonancia con los Objetivos Pedagógicos 2014/2015 propuestos por el Ministerio de Educación de la Provincia de Córdoba, buscamos ante todo el desarrollo de capacidades: visión crítica, gestión de los recursos, inventiva y resolución de problemas, todo en una dinámica lúdica y experiencial, colaborativa y grupal. Los desafíos desde los que parten nuestras clases y talleres tensionan a los estudiantes hacia la obtención y asimilacion de conocimientos a fin de resolver los problemas, logrando autoestima y confianza en los conocimientos adquiridos luego de su aplicacion práctica

Hacemos uso del juego como herramienta privilegiada en la enseñanza de tecnologías, ya que genera en el alumno una actitud positiva frente al conocimiento, lo moviliza al aprendizaje resolviendo problemas, desarrolla su creatividad, su curiosidad y la imaginación; al mismo tiempo activa el pensamiento divergente y favorece la comunicación, la integración y la cohesión grupal.

Una dinámica de juego antepone el objetivo y coloca al conocimiento como medio práctico para alcanzar una meta. Esta metodología es aplicable especialmente a lo técnico, en donde el conocimiento tiene una connotación pragmática. Partimos de desafíos y dotamos a los alumnos de las premisas necesarias para construir el conocimiento a través de una experiencia grupal y comunitaria, donde se trabajan además aspectos humanos como liderazgo, trabajo de equipo, toma de decisiones, gestión de los recursos, planificación, orden y disciplina.

La cantidad de conocimientos científicos que nutren a la tecnología pueden ser incorporados por medio de estas propuestas, desde matemática aplicada y lógica, hasta física y otras ciencias naturales. Esto conforma una excelente oportunidad para que el niño o adolescente vea la aplicación directa de muchos de los contenidos curriculares que desarrolla la escuela, despertando interés en el conocimiento al margen de las diversas dinámicas pedagógicas. Buscamos conectar y comunicar en nuestras actividades los diferentes espacios de formación de los niños: familia, escuela y recreación, mostrando a los estudiantes la utilidad de todas sus experiencias previas.

Todos los que conformamos Inteligencia Educativa creemos en el potencial de los jóvenes, y aceptamos el desafío de colaborar en la educación de los alumnos, al tiempo que jugando despertamos el interés y la pasión por el conocimiento.